Fallece salvadoreña devorada por pit bulls en Georgia

Una salvadoreña murió la semana pasada a dos meses de ser atacada por una jauría de perros de la raza pit bull.

Lorena Córdova, de 47 años, fue atacada el 16 de septiembre por tres canes propiedad de un vecino. Su hija Ingrid Alvarado, de 23 años, vio como los animales devoraron a su madre.

Alvarado contó a Univision que ese día trabajaba en casa cuando su madre apareció y dijo «ahí llegaron esos perros otra vez».

Diez minutos después, la hija fue en busca de su madre afuera de la casa.

«Pensé que iba a activar los rociadores porque había instalado un sistema de rociadores para espantar a los perros», dijo Alvarado a 11 Alive.

De repente escuchó un lamento, pero al no ver a su madre decidió ir en su auto a la casa del vecino. Allí vio como los animales mordían sin descanso a su madre. Alvarado no pudo hacer nada para separar a los perros, ni cuando intentó arrollarlos con el auto.

«La habían mutilado por completo y faltaban trozos de su cuerpo», dijo Alvarado.

Córdova fue llevada al hospital Gwinnett Medical Center, y pasó sus últimos días en el Grady Memorial Hospital.La mujer fue cremada y parte de las cenizas serán enviadas a El Salvador, para que estén con su madre.

Los dueños de los perros no han sido acusados, pero la Policía de Gwinnett mantiene la investigación activa.

Los vecinos no se disculparon o dieron el pésame a la familia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *